Los alcahuetes

La finalidad de Marx no era la emancipación de la clase trabajadora, sino de todos los seres humanos. Defendía una sociedad en la que el ser humano fuera un fin en sí mismo. Lo más importante, el ser humano, y no la producción de cosas. Para esto habría que establecer un nuevo modo de producción, dar importancia al desarrollo de las sanas capacidades humanas. Y ya que este ideal tan hermoso no lo podemos conseguir de un golpe, (convenciendo a los gobiernos para que cambien sus programas políticos), creo que al menos podríamos plantear una pequeña gran batalla y ganarla, y es la de corregir la publicidad engañosa, sobre todo la relativa a bebidas y comidas que son muy dañinas y sin embargo muy demandadas.  En sus “Manuscritos económico-filosóficos”  Marx  describió el fenómeno de los engaños publicitarios de esta forma:

“Todo producto es un cebo, mediante el cual el individuo trata de atraer la esencia de la otra persona, su dinero. Toda necesidad real o potencial es una debilidad que hará caer al pájaro en la trampa: la explotación universal de la vida humana en común. Así como toda imperfección del hombre es un vínculo con el cielo, un punto desde el cual su corazón es accesible al sacerdote, toda necesidad es una oportunidad para acercarse al prójimo, con un aire de amistad, para decirle: “Querido amigo, te daré lo que necesitas, pero tú sabes cuál es la conditio sine qua non. Ya sabes con qué tinta debes firmar tu compromiso conmigo. Te estafaré al mismo tiempo que te brindo placer”. El empresario accede a las fantasías más depravadas de su prójimo, desempempeña el papel del alcahuete entre él y sus necesidades, le despierta apetitos insanos y está en espera de cualquier debilidad para, después, reclamar la remuneración por esta obra de amor”.

Lo dicho: Empecemos la batalla contra la publicidad malintencionada, sobre todo la relativa a bebidas y comidas. Las cajetillas de cigarros advierten de la nocividad del tabaco. Los envases de bebidas carbonatadas deberían advertir: ” Los menores de edad que bebieran esta bebida podrían enfermar de osteoporosis”.

alvaroofspain.wordpress.com/…/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: